Antes de empezar nos recogemos el pelo para que no nos moleste ni lo manchemos y preaparamos la piel exfoliando la cara para eliminar celulas muertas, limpiamos la piel,e hidratamos para que el maquillaje se fije mejor y sea mas fácil la aplicación. Ponemos un poco de base de maquillaje en la palma de la mano. Para aplicar el maquillaje podemos elegir una de estas herramientas:

  • Brocha: Ideales para aplicar bases líquidas o cremosas, da a la piel un acabado bien extendido.
  • Esponjas: Perfectas para aplicar bases en crema , líquidas y en polvo, dan un acabado uniforme.
  • Dedos: Calientan la base, son excelntes para llegar a todo los rincones de la cara.

 

Ahora te damos unos pasos para que tu acabado sea perfecto.

  • Aplica la base con ligeros toques sobre la frente , mejillas, barbiilla y nariz puedes utilizar una esponja o los dedos.
  • Extiende suavemente la base de maquillaje, distribuyendola hacia la mandibula y hacia la línea del cabello.
  • Usa el dedo anular para extender el corrector a base de golpecitos.
  • Como último paso, pasa la esponja por la piel para dar un acabado perfecto.